'  '












 'BugTraq:   '



Rambler's Top100



:

:


 

Centro de Arbitraje y Mediación de la OMPI

 

DECISION DEL PANEL ADMINISTRATIVO

Hipercor, S.A. vs Miguel A. Gonzlez

Caso No. D2000-0045

 

1. Las partes

1.1.- Demandante: Hipercor, S.A., con domicilio social en Calle Hermosilla n 112, 28009 - Madrid - España, representada D Assumpta Zorraquino, PricewaterhouseCoopers, Edificio Caja de Madrid, con domicilio en Avda. Diagonal 640, 7 planta 08017 Barcelona - España, Tel. 00 34 93 253 25 07, Fax 00 34 93 253 71 00, E mail: assumpta.zorraquino@es.pwcglobal.com.

1.2.- Demandado: D. Miguel Angel Gonzlez, de nacionalidad española, con domicilio en Hermosilla 112, 28009 Madrid - España, Tel. 1 56 46 54 64, E-mail nech_es@yahoo.com. Con anterioridad han figurado como domicilio del demandado las siguientes direcciones: P.O. Box 541, Kiev, Ukraine 00456, UA, Tel. 1 56 46 54 65, E-mail nech_es@yahoo.com.; P.O. Box 145, Little Harbour, Anguilla, 12345-AI, E-mail Blashkov@hipercor.com.; y P.O. Box Palacio Valds 3, Oviedo - España 33002, ES Tel. 34 985 21 91 57, Fax 34 985 21 91 57, E-mail reneses@usa.net.

 

2. El Nombre de Dominio y el Registro

2.1.- Esta demanda tiene como objeto el nombre de dominio, HIPERCOR.COM

2.2.- La entidad registradora del citado nombre de dominio es NETWORK SOLUTIONS, INC., con domicilio en 505 Huntmar Park Drive, Hurndon, Virginia, 20170 - 5139, USA.

 

3. Iter procedimental

3.1.- Una demanda, de acuerdo con la "Poltica Uniforme de Solucin de Controversias en materia de Nombres de Dominio", en lo sucesivo denominada "Poltica Uniforme", adoptada por ICANN el 24 de Octubre de 1999, y de acuerdo con el Reglamento adoptado tambin por ese Organismo para desarrollo de esa "Poltica Uniforme", en lo sucesivo "el Reglamento ", fue presentada ante el Centro de Mediacin y Arbitraje de la OMPI, en lo sucesivo "el Centro de Arbitraje", el da 8 de Febrero de 2000, completndose las deficiencias observadas, consistente en la ausencia de firma por el representante del demandante, del escrito de demanda, mediante nueva versin corregida remitida el 14 de Febrero de 2000.

3.2.- Una copia de la demanda fue enviada por correo a la entidad registradora y al demandado (quien no contest a la demanda) con fecha 15 de Febrero de 2000.

3.3.- Con fecha 16 de Marzo, de acuerdo con la peticin del demandante de que la disputa fuera decidida por un panel compuesto de un solo miembro, la OMPI design a D. Alberto de Elzaburu como panelista, hacindole llegar el siguiente da copia completa de la documentacin.

 

4. Antecedentes de hecho

4.1.- El demandante, Hipercor, S.A., es titular de numerosos registros de marca en España as como en los Estados Unidos de Amrica y en el mbito de la Comunidad Europea, todos ellos consistentes en la denominacin HIPERCOR. Los registros de marca HIPERCOR que ostenta en España se encuentran inscritos en la Oficina Española de Patentes y Marcas para proteger productos y servicios pertenecientes a las 42 clases del Nomencltor Internacional, estando la marca comunitaria identificada con el n 000448720 registrada para las clases 3, 25 y 39 de dicha nomenclatura y para la clase 39 la marca norteamericana 1.819.228, tal y como se acredita en los documentos 3 a 52 que acompañan al escrito de demanda.

Asimismo, es de hacer notar que la entidad demandante, Hipercor, S.A., fue constituida mediante escritura otorgada el 2 de julio de 1999 ante el Notario Aurelio Escribano Gozlo, tal y como queda acreditado por el documento 53 que se acompaña al citado escrito de demanda.

4.2.- El demandado es una persona fsica, D. Miguel Angel Gonzlez, aparentemente de nacionalidad española.

4.3.- A los efectos de este procedimiento arbitral son tambin de tener en cuenta los siguientes hechos:

- Que D. Miguel A. Gonzlez, con diferentes fechas, ha venido modificando, segn se acredita en los documentos 1 a 4 relativos a las consultas efectuadas a la base de datos NETWORK SOLUTIONS, INC., su domicilio, nmeros de telfonos, fax y direcciones de correo electrnico de contacto.

- El dominio HIPERCOR.COM fue registrado el 12 de febrero de 1998.

- El dominio HIPERCOR.COM se encuentra en suspenso ("hold") (documento 57 de la demanda).

 

5. Pretensiones de las partes

5.1.- Demandante

El demandante, en su escrito de demanda, establece:

- que el demandado ha registrado un nombre de dominio que es idntico a una marca y nombre no solo usado por el demandante sino que propiamente le identifica frente al pblico consumidor,

- que Hipercor, S.A., el demandante, es conocido por el pblico consumidor precisamente como "HIPERCOR", como firma perteneciente al Grupo El Corte Ingls,

- que el actual titular del nombre de dominio no posee el registro de marca HIPERCOR, ni dicha denominacin identifica a ninguna sociedad producto o servicio por el que pueda ser conocido el titular del dominio, por lo que no dispone de ningn inters legtimo ni derecho para utilizar la denominacin HIPERCOR,

- que la finalidad del demandado al solicitar y obtener el registro del nombre de dominio de HIPERCOR.COM es desprestigiar a Hipercor, S.A. y lograr un beneficio econmico con la transferencia del dominio. Dicha afirmacin tiene como sustento los siguientes hechos:

* la pgina a la que se acceda con el dominio HIPERCOR.COM, antes de que ste fuera puesto en suspenso ("hold"), y que reprodujo el Diario Cinco Das en la pgina 6 de su Edicin del viernes 9 de Octubre de 1998, reproduca fotografas pornogrficas.

* se han formulado pretensiones econmicas desproporcionadas por la transformacin del dominio, a las que se refieren mensajes a travs de correo electrnico cruzados entre la Asesora Jurdica de Hipercor y la direccin de correo electrnico webmaster@hipercor.com, desde la que se solicita para la transferencia de dominio una contraprestacin de 422.500 $USA, segn se refleja en el documento 55 que se acompaña al escrito de demanda.

* el titular de dominio no posee ningn producto o servicio bajo dicha denominacin HIPERCOR ni ofreca tampoco en su pgina ninguna prestacin relacionada con dicho nombre.

- que, como conclusin, es claro que el demandado ha registrado y usado ese nombre de dominio de mala fe.

Como consecuencia de todo ello el demandante solicita la transferencia a su favor del dominio HIPERCOR.COM.

5.2.- El demandado

El contenido de la demanda ha sido remitido al demandado de acuerdo con lo previsto en el artculo 2.a) de "el Reglamento" por correo electrnico y fax a todas las direcciones de contacto que haban sido proporcionadas por el demandante. Todo ello segn se recoge en la documentacin procedimental de "el Centro de Arbitraje".

El demandado no ha contestado a la demanda.

 

6. Debate y conclusiones

6.1.- Reglas aplicables

El apartado 15 a) del "Reglamento" encomienda al panel la decisin de la demanda sobre la base de:

- las manifestaciones y los documentos presentados por las partes,

- lo dispuesto en la "Poltica Uniforme" y en el propio "Reglamento", y

- de acuerdo con cualesquiera reglas y principios del derecho que el panel considere aplicables.

Teniendo en cuenta la aparente comn residencia en España de demandante y demandado son de especial atinencia, junto con las reglas de la "Poltica Uniforme", las leyes y principios del derecho nacional español.

6.2.- Examen de los presupuestos de admisibilidad de la demanda contenidos en el apartado 4 a) de la poltica uniforme.

Estos son:

- que el nombre de dominio registrado por el demandado sea idntico, u ofrezca semejanza que produzca la confusin, con una marca de productos o servicios anterior sobre la que el demandante tenga derechos,

- que el demandado carezca de derecho o inters legtimo en relacin con el nombre de dominio, y

- que el nombre de dominio haya sido registrado y usado de mala fe.

6.2.1.- Semejanza entre nombre de dominio y marcas

No resulta necesario ningn razonamiento para apreciar que en este caso existe una absoluta identidad (sin tener en cuenta, lgicamente, la partcula .COM, identificativa del nivel superior de dominio genrico) entre el dominio HIPERCOR.COM y la marca HIPERCOR.

6.2.2.- Posible existencia de derechos o intereses legtimos por parte del demandado titular del dominio impugnado.

La ausencia de contestacin a la demanda por parte del demandado no permiten conocer su versin acerca de las eventuales razones, derechos e intereses legtimos que le llevaron a adoptar el dominio HIPERCOR.COM.

El panel considera que esa ausencia de contestacin supone una aceptacin implcita de carencia de derechos o intereses legtimos por parte del demandado, dado que se desconoce:

- con que finalidad decidi el demandado adoptar el dominio controvertido,

- si ha llevado o lleva a cabo el demandado actividad comercial alguna vinculada, de alguna forma o manera, a la denominacin HIPERCOR,

- si dispone de cualquier derecho sobre la misma.

El panel, considerando adems el general conocimiento que en España existe de la denominacin HIPERCOR, concluye que el demandado no ostenta ni ha ostentado derecho o inters legtimo alguno sobre la denominacin HIPERCOR y, por tanto, sobre el registro del dominio HIPERCOR.COM.

6.2.3.- Posible existencia de mala fe en el registro del dominio HIPERCOR.COM y posible existencia de uso de mala fe de ese nombre de dominio.

6.2.3.1.- Preliminar

Una de las cuestiones que han suscitado mayor controversia a la hora de decidir un procedimiento iniciado al amparo de la poltica uniforme es la concurrencia o no de dos requisitos independientes pero ntimamente conectados, que son:

- registro del dominio de mala fe, y

- uso del dominio de mala fe.

6.2.3.2.- Registro de mala fe.

1.- El demandado no ha contestado a la demanda presentada, no aportando prueba ni alegato alguno que justifiquen con qu finalidad adopt el dominio controvertido, si ha llevado a cabo alguna actividad comercial con la denominacin HIPERCOR o si dispone de algn derecho sobre la misma.

El demandante por su parte ha acreditado haber recibido un ofrecimiento de transferencia del dominio por una cantidad que sobrepasa sobradamente el montante de gastos derivados de la obtencin, registro y mantenimiento del dominio.

Este Panel entiende que no es plausible una creacin independiente por el demandado del dominio HIPERCOR, sin previo conocimiento de la razn social y marca de la firma Hipercor, S.A., filial de la renombrada mercantil española El Corte Ingls, S.A.

Por todo ello, se le presume al demandado la existencia de mala fe en la actuacin que constituye el registro del dominio <HIPERCOR.COM> a tenor de lo dispuesto en el prrafo 4 b) (i) de la Poltica Uniforme.

6.2.3.3.- Uso de mala fe.

1.- Ante todo, el Panel considera, siguiendo la lnea interpretativa contenida en diversas decisiones emanadas del Centro de Mediacin y Arbitraje de la OMPI (D99-0001 y D-00-0001, entre otras) que el ofrecimiento de transferencia de dominio del dominio controvertido en las condiciones descritas en el punto precedente, constituye adems, tambin, uso de mala fe.

2.- Es de hacer notar, no obstante, que tambin ha sido acreditado por el demandante:

- que el demandado ha articulado sucesivos cambios de direccin del dominio en la base de datos WHO IS.

- que el ofrecimiento de transferencia tuvo lugar a travs de la cuenta de correos webmaster@hipercor.com, que no es ms que una extensin de correo electrnico del propio dominio HIPERCOR.COM y que la venta por un precio desorbitado del mismo, del que es titular el demandado, es precisamente el objeto de ese ofrecimiento.

El hecho de que los ofrecimientos de venta se hagan utilizando el nombre de Sr. Blaskov, no desvirta ni elimina la mala fe que se le presume al demandado en el uso del dominio; antes al contrario, refuerza esa presuncin, puesto que de tales actuaciones puede desprenderse, no slo una intencin de actuar solapadamente para lograr su objetivo, sino tambin de dificultar su identificacin y localizacin.

Vuelve, por tanto, a resultar aplicable el prrafo 4. b) (i) de la "Poltica Uniforme" para entender que existe uso de mala fe.

2.- El Panel considera, adems, que hay otras razones que acreditan la mala fe en el uso del dominio <HIPERCOR.COM> por el demandado.

No puede interpretarse de otra forma que el demandado haya vinculado la denominacin a travs del dominio <HIPERCOR.COM>, al ofrecimiento de fotografas pornogrficas, cuya relacin con las actividades de la firma Hipercor, S.A. desarrollo, es nula.

En trminos ms genricos, puede decirse que esa conducta no es ms que una va de atraer internutas valindose del buen nombre de Hipercor, S.A., provocando simultneamente su desprestigio.

Tampoco puede interpretarse de otra manera la sucesiva modificacin de direcciones de contacto del dominio, que culminan con la indicacin de que la direccin de contacto del dominio <HIPERCOR.COM> es, en la actualidad, la propia direccin de la legtima propietaria de la marca HIPERCOR.

Concurre, por tanto, a juicio de este Panel, el requisito de mala fe en el uso del dominio controvertido, por aplicacin del prrafo 4.b) (iv) de la "Poltica Uniforme".

A tenor de lo dispuesto en el prrafo 15, apartado a) del Reglamento relativo a la "Poltica Uniforme", el Panel debe decidir en base a las manifestaciones y documentos que hayan sido aportadas durante el procedimiento por las partes. En este caso no se puede considerar discutible ninguna de las pruebas aportadas por el demandante al no haber contestado el demandado a la demanda, y ofreciendo tales elementos probatorios plena apariencia de veracidad.

 

7. Decisin

El Panel Administrativo decide que el demandante, por las razones precedentemente expresadas, ha probado, de acuerdo con el prrafo 4 a) (i), (ii) y (iii) que concurren los tres elementos en ellos contemplados y, consiguientemente, el Panel Administrativo ordena que el dominio HIPERCOR.COM sea transferido al demandante.

 


 

Alberto de Elzaburu
Panelista nico

29 de Marzo de 2000

 

: http://www.internet-law.ru/intlaw/udrp/2000/d2000-0045.html

 

:

 


 

:


ArtStyle Group

!

, , .

, .